¿Cómo se elige un buen proveedor de formación para nuestra empresa?

¿Cómo se elige un buen proveedor de formación para nuestra empresa?

La Fundación Tripartita tiene una Guía destinada a facilitar la obtención de las ayudas para las acciones de formación en las empresas. En ella se detallan de manera simple los pasos a seguir para obtener financiación para los cursos de formación en las empresas.
Todas las empresas cuentan con un crédito de formación que puede ser aprovechado para mejorar la capacitación de los trabajadores. Nosotros queremos, además de dejarle el enlace de esta interesante guía ofrecerle algunas reflexiones para contratar un buen proveedor de formación. Para ello es importante:
1. Saber el crédito disponible. De este modo podremos calcular el efecto de la inversión.
2. Tener un Plan de Formación claro o buscar a expertos que te ayuden a elaborarlo. Es fundamental para que la formación nos ayude  a mejorar en competitividad y productividad.
3. Planificar adecuadamente las acciones formativas en el tiempo y para los alumnos. De este modo conseguiremos que la formación tenga un impacto adecuado para la empresa.
Es muy importante recurrir a empresas o profesionales de solvencia técnica reconocible. Si no acertamos en esta elección  nos vamos a encontrar con productos de baja calidad y posiblemente acabaremos con problemas a la hora de gestionar estos recursos con la Seguridad Social.
¿Cómo se elige un buen proveedor de formación para una empresa?

1. Asegúrese que es un centro de formación “real”. Queremos decir que comprobemos que el centro de formación existe, trabaja y es reconocible su trabajo de formación. Recuerde que existen operando multitud de organizaciones y empresas cuyo cometido no es la formación. No ser un centro de formación reconocible pone en duda la solvencia técnica para gestionar cursos y acciones formativas.
2. Busque referencias del proveedor y compruebe que el centro tiene algún tipo de acreditación de calidad del tipo normas ISO, UNE o algún reconocimiento oficial y/o privado que demuestre que posee unos procedimientos sometidos a revisión. De este modo nos garantizamos que vamos a conocer las pautas y procedimientos de formación y que el centro de formación acredita su solvencia y capacidad para ofrecer resultados.
3. Solicite una Propuesta previa antes de contratar. En esta propuesta deben aparecer los objetivos, la metodología, la presentación del centro, los reconocimientos que posee, el programa de contenidos que va a ofrecer, la duración, el perfil del docente y los sistemas de evaluación. También es importante que quede claro el precio y el sistema y los medios de pago. Lo más interesante es que su empresa firme un contrato con el centro de formación a efectos que quede constancia escrita de todos los compromisos.
4. Aproveche la Propuesta para orientar el curso a las necesidades de su empresa. Si en su negocio necesita poner más énfasis en algunos aspectos porque así lo ha detectado, no dude en ponerlo en conocimiento del centro de formación para que o bien lo incluyan en el programa, o que el docente lo sepa a la hora de la impartición de la docencia.
5. Solicite una revisión previa de los contenidos del curso. Una cosa es lo que se envía en la propuesta y otra el curso que recibe. Debería comprobar que el contenido corresponde a lo que viene en la Propuesta. Esto es fundamental para asegurarnos que el objetivo del curso va a cumplirse. Como a todo proveedor el responsable de la empresa debería hacer un seguimiento del desarrollo del curso. Puede solicitar Informes Mensuales de Situación en las que se le detalle el progreso del alumno/a y lo que ha hecho durante este período de tiempo.
6. Hay un aspecto fundamental y clave para que el curso que contratemos sea eficaz para nuestra empresa. Toda acción formativa debe tener un tutor. En los últimos años ha habido un avance de los cursos sin tutorización, aunque a veces esto no lo sabemos hasta que el alumno solicita apoyo al tutor. Asegúrese que habrá un profesor o un tutor en los casos de la formación a distancia o teleformación, el mecanismo que debe usar el alumno para contactar con el profesor/tutor, así como los horarios de atención al público. Esto hará que no nos llevemos sorpresas desagradables cuando precisemos el apoyo de un profesional para resolver alguna duda.
7. Todo lo que le hemos contado hasta este momento tiene su repercusión en el precio del producto. Todos somos profesionales y sabemos el precio de los servicios así como donde están los límites. Esto es lago que deberemos valorar con criterio. Le aconsejamos que desconfíe de lo excesivamente barato, los profesionales cobran tarifas profesionales y eso es algo que todos sabemos. Si buscas un proveedor con precios bajos seguro que los encuentra. Existen muchos  ¿cuales son los riesgos?
  • profesorado poco cualificado
  • plantillas de docentes con excesiva rotación y poco apoyo pedagógico hacia los profesores.
  • materiales formativos  insuficientes o de muy baja calidad, e incluso desfasados.
  • tutorías ineficaces para atender al alumno
  • y seguramente acabará con problemas a la hora de la justificación de las acciones formativas con la administración.

Jose Manuel Luna Huertas

17/08/2012

The following two tabs change content below.
Jose Manuel Luna Huertas

Jose Manuel Luna Huertas

Responsable del departamento de formación. at Inercia Digital
Máster en Formación y Enseñanza E-Learning. Experto en Web 2.0 para PYMES.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *